Los 5 de MotorTime: Gran Premio de Canadá 2019

Vettel
Vettel cambia los carteles en el parque cerrado antes del podio | Fuente: Motorsport Images

Un Gran Premio complicado de leer, sobre todo para los comisarios, quienes reglamento en mano, tuvieron las agallas de sancionar a un Vettel que estuvo cerca de llevarse su primera victoria de 2019.

La estrella: Sebastian Vettel

No pudo ser esta vez para el alemán, tras una brillante carrera en donde mantuvo a un Hamilton detrás con más ritmo. Tras una extraordinaria pole el sábado, el alemán mantuvo su posición en la salida, y fue quien impartió el ritmo al principio hasta las paradas. Fue entonces cuando el Mercedes de Hamilton empezó a acercarse al Ferrari de Vettel, poco a poco.

Un pequeño error de Vettel en la curva 3 derivó en una peligrosa situación en la que Hamilton casi termina en el muro, por culpa de un Vettel que apenas tenía el control de su coche. Esta acción derivó en una sanción de 5 segundos para el alemán, incomprensible para muchos y totalmente justa para otros.

Esta controversia mató la carrera, y Hamilton subió a lo más alto del podio con Vettel segundo. Aún así, Vettel tuvo su momento en las celebraciones del parque cerrado, en donde cambió los carteles de Primer puesto y Segundo puesto, colocando el primero en su lugar, y el de segundo en frente del Mercedes de Hamilton. Esta acción, no exenta de polémica, fue aplaudida por las gradas del Circuit Gilles Villeneuve, por lo que el público consideró una sanción injusta. El alemán se ganó el apoyo de los aficionados frente a la gestión de la FIA en esta situación.

El estrellado: Pierre Gasly

La temporada del francés está dejando mucho que desear, y esta carrera ha sacado a la luz de nuevo los problemas del piloto de Red Bull. Tras clasificar detrás del Renault de Daniel Ricciardo, mantuvo su posición en la salida. En el primer stint mantuvo el ritmo con Ricciardo. Pero tras su parada inició un desplome de posiciones con un compuesto que en principio era favorable respecto a los Renault.

Gasly terminó en 9ª posición siendo adelantado por Bottas, los Renault y su compañero Max Verstappen, teniendo un ritmo muy pobre durante la segunda mitad de carrera. Esta carrera no hace más que propiciar su ruptura con Red Bull, en donde ya se maneja la opción de Nico Hülkenberg para 2020.

La sorpresa: Daniel Ricciardo

El piloto australiano sorprendió a todos en la clasificación con un excelente 4º puesto, por delante de Valtteri Bottas y de Pierre Gasly. En la salida mantuvo su posición y fue capaz de retener a Valtteri Bottas detrás hasta después de la parada.

Con un coche evidentemente inferior, pudo defenderse el coche más rápido del mundial hasta mitad de carrera. También perdió la posición de Verstappen gracias a una gran actuación del holandés, también con un coche superior, para quedar finalmente 6º y dar una buena cantidad de puntos a su equipo de cara al campeonato de constructores.

Los dos Renault durante el GP de Canadá 2019 | Fuente: @RenaultF1Team

El espectáculo: Renault

Los dos pilotos de Renault F1 Team demostraron una vez más que son una de las mejores duplas de la parrilla. Una excelente clasificación y un ritmo de carrera superior al resto de equipos de la zona media, sumado a la capacidad de sus pilotos para mantener detrás a coches como el Red Bull de Verstappen y el Mercedes de Bottas, sirven como un subidón de moral para un equipo que estaba siendo la decepción de la temporada.

Suman en total 14 puntos en constructores que les sirven para colocarse quintos en el mundial de constructores.

El duro: Kevin Magnussen y Antonio Giovinazzi

Tras un accidente en la clasificación al final de la Q2, el danés salió desde el PIT Lane al haber destrozado el monoplaza. El incidente se debió a problemas con el tren trasero, los cuales experimentó el monoplaza durante todo el Gran Premio. En carrera, Steiner mandó callar a Magnussen debido a sus continuas quejas por radio, y el danés terminó detrás de Russell en 17ª posición.

El italiano también merece un hueco en esta categoría gracias a su accidentada carrera. El piloto italiano cerró de una manera muy antideportiva a Alexander Albon en la salida, el cual rompió alerón en su totalidad mientras el de Alfa Romeo salía, sorprendentemente, sin daños. Poco después continuaría su accidentada carrera con un trompo en la curva 1 tras intentar hacer una trazada muy optimista, casi de videojuego arcade. Aún así, fue capaz de quedar por delante de su compañero, quien realizó una de las peores carreras del año.