Herta lidera el triplete de Andretti; Palou, fuera en la primera vuelta

Colton Herta | Fuente: IndyCar

Colton Herta se ha llevado la victoria tras salir desde la pole; lidera así el doblete de Andretti, pues Rossi y Hunter-Reay completan el podio. La carrera de Alex Palou ha terminado en la primera vuelta por un toque de Santino Ferrucci.

Colton Herta ha conseguido la pole en esta segunda carrera en Mid-Ohio y ha salido bien. Segundo salía Ferrucci, que ha perdido terreno en los primeros metros, se ha metido por el césped y al volver a la pista ha tocado a Palou. El español, por el toque, ha tocado también a Rosenqvist, que ha impactado contra las protecciones. Palou ha conseguido sacar el coche de la hierba y llegar a boxes; parecía que el español podía continuar, pero se bajaba del coche y la carrera terminaba de forma precipitada para él. Una pena, porque el ritmo del piloto español había sido bueno en la clasificación, salía cuarto, y tenía una buena oportunidad para lograr un buen resultado.

En la vuelta 5 se relanzó la carrera. Herta lideraba, Dixon y Hunter-Reay le seguían. Dixon apretaba el botón de ‘push to pass’ rápidamente, pero no conseguía bajar del segundo con Herta. Por detrás aguardaban Hunter-Reay y Rossi, este último en tierra de nadie. No conseguía acercarse a Hunter-Reay, pero mantenía distancias por detrás con Pagenaud. El incidente de la primera vuelta propició muchos cambios de posición: Rossi escaló de la décima a la cuarta plaza, Ericsson de la decimoquinta a la sexta, mientras que O’Ward ha pasado de la vigésimo primera posición a la decimocuarta.

En la vuelta 16, Dalton Kellet hizo un trompo en la Curva 1 y se quedó enganchado en la grava. Como consecuencia, todos entraron a la vez a boxes. O’Ward tuvo problemas con la manguera de la gasolina y perdió bastante tiempo. Los únicos que no entraron durante la bandera amarilla fueron Sato y Andretti, que se quedaron al frente de la prueba. Los operarios de pista tardaron poco tiempo en sacar de la grava el coche de Kellett, que pudo volver a la carrera.

Cuando se relanzó a la carrera, Sato y Andretti lideraban. Herta les seguía, mientras que Hunter-Reay atacaba a Dixon. Ambos se tocaban ligeramente y Hunter-Reay perdió la posición con Rossi, que venía por detrás. El que cometió un error en la vuelta 23 fue Dixon, algo poco habitual en él: fue demasiado abierto, ha tocado el barro y ha trompeado. Ha sido un ‘360’ limpio, sin mayores consecuencias, pero ha caído a las últimas posiciones de la clasificación. De esta manera, Sato y Andretti seguían al frente, por detrás iban Herta, Rossi y Hunter-Reay.

Herta le ganó la posición a Andretti, que comenzó a rodar algo lento. Rossi se acercaba a él, pero no lograba adelantarle. Sin embargo, a Andretti le ocurrió algo similar a lo que le ocurrió a Dixon hace unas vueltas. Ha tocado el barro y ha perdido el control del coche, aunque no ha llegado a trompear. Ha perdido varias posiciones y el equipo le ha llamado para entrar a boxes. En la vuelta 32 entraron también Dixon, que no había entrado desde el trompo, y Sato, líder de la carrera. El japonés montó el neumático blando, una estrategia que, a priori no se entendía, pues cayó a la décimo octava posición.

El ritmo de la carrera cayó y los pilotos comenzaban a rodar más lentos. Corría la vuelta 40 y se acercaba una nueva ventana de paradas. Rossi y Hunter-Reay luchaban por la segunda posición, ambos utilizaban el ‘push to pass’, hasta que Rossi se metió en boxes, pues había tocado el barro y tenía sus gomas algo desgastadas. Hunter-Reay siguió en pista, aunque tan solo una vuelta más. De haber continuado en pista unos giros más, podría haberle ganado la posición a su compañero de equipo, pero salió por detrás.

Con todas las paradas completadas, Herta seguía al frente, seguido de Dixon y Hunter-Reay. Por detrás estaba Rahal, pero Dixon no tardó en ganarle la posición, aunque de una forma más agresiva. Sin embargo, el de Chip Ganassi llevaba bastantes vueltas con sus neumáticos y no iba a llegar al final de la carrera con el combustible que tenía. Faltaban 20 vueltas para el final y Herta era el piloto más rápido sobre la pista. Rahal, que era quinto, también rodaba muy rápido.

Dixon entró en la vuelta 58 a boxes para repostar combustible y cambiar neumáticos. Salió a la pista en la 12ª posición, aunque Chilton venía con gomas calientes y le ganó la posición. Sin embargo, vueltas después consiguió ganarle la posición a Chilton. El principal objetivo era sumar los máximos puntos posibles para que Newgarden no le recortase muchos puntos en el campeonato, pues el de Penske rodaba 8º. Dixon atacaba a Harvey, que no tardó en adelantarle por el interior en la vuelta 68. La siguiente parada para el piloto de Chip Ganassi era VeeKay, pero le tenía a cuatro segundos a falta de siete vueltas para el final.

Sin embargo, le alcanzó a falta de cuatro vueltas para el final. VeeKay se defendía con el ‘push to pass’, mientras que el de Dixon estaba a punto de agotarse. Para sorpresa de todos, Dixon logró superar a VeeKay en la última vuelta. De esta manera, ha terminado décimo, mientras que Newgarden ha sido octavo. De esta manera, Dixon salva el fin de semana tras el trompo que ha hecho. Por delante, Rossi ha tirado la toalla con Herta y ha caído a dos segundos. Así, Herta ha liderado el triplete de Andretti en la segunda carrera en Mid-Ohio, con Rossi y Hunter-Reay completando el podio.

Acerca de Ángela Merino Sánchez 1301 Articles
Casi periodista. Apasionada del mundo del motor y de escribir sobre todo lo que le rodea.