‘Pechito’ López sobre su accidente en Sebring: “Lo siento por el equipo, calculé mal la velocidad”

Pechito López
El #7 de Toyota en Sebring | Fuente: @TGR_WEC

José María López sufrió un fuerte accidente durante las 1000 Millas de Sebring. Afortunadamente, salió por su propio pie y no hay que lamentar lesiones. El argentino se ha culpado de todo lo que originó el impacto.

El coche Campeón del Mundo de la era Hypercar sabía que la carrera de Sebring iba a ser complicada. Salieron desde el séptimo lugar, pero no tardaron mucho en alcanzar a su hermano y luchar por los puestos de podio. Durante la cuarta hora de carrera, López estaba intentando doblar al Dempsey Proton #88 de Julian Andlauer, pero se tocaron.

En primer lugar, el Toyota impactó contra las barreras de la curva nueve, pero pudo volver a pista e intentar llegar a boxes. Sufrió un segundo impacto, este el más grave, en la curva 15 que acabó con el #7 volcado. ‘Pechito’ salió por sus propios medios del coche y después de una breve vista al centro médico fue dado de alta.

En primera estancia, parecía que el Toyota arrastraba algún un problema del contacto anterior por el humo que salió del mismo antes de e impactar contra las ruedas de protección, pero el argentino ha confesado que calculó mal su velocidad. “Lo siento por el equipo, fue mí culpa. Calculé mal la velocidad en ese momento. Estaba tratando de volver a boxes lo más rápido que pude. Con la velocidad, con el daño que tuve, la parte delantera se hundió. Cuando quise girar, no tenía volante ni frenos y simplemente me salí”, comentaba para Motorsport.com.

López también agradeció a todos aquellos que le atendieron tras el accidente. “Estoy bien. Fui al centro médico, me hicieron todas las pruebas para ver si no había nada dentro, a veces la adrenalina te hace saltar del coche. Pero todos hicieron un buen trabajo. Muchas gracias a los médicos y a todos los que me revisaron. Y gracias a Toyota por la seguridad de este coche”.

Acerca de Jaime Chico 4317 Articles
Director de MotorTimeES. Esta nueva aventura nació desde la ilusión y fuerza de unos pocos.