Andreas Seidl y el circuito de Miami: “Se podría mejorar en seguridad”

Daniel Ricciardo durante el GP de Miami | Fuente: @McLarenF1

El Gran Premio de Miami ha sido un verdadero espectáculo, pero el asfalto no ha sido el adecuado. Se tuvieron que reasfaltar algunas zonas antes de los entrenamientos libres y también durante el fin de semana.

No es el único problema y es que pilotos como Esteban Ocon y Carlos Sainz, quienes chocaron contra el muro de la curva 13, criticaron a la FIA por no colocar una barrera Tecpro en ese lugar, donde había un muro de hormigón. Por si todo esto fuera poco, durante la carrera, los pilotos vieron que si salían de su trazada habitual era complicado controlar el monoplaza.

“Todos debemos tomarnos nuestro tiempo ahora, junto con los pilotos, los ingenieros, para digerir este fin de semana, y luego entablar un diálogo con la FIA y la Fórmula 1 para ver dónde creemos que las cosas podrían mejorar para una mejor carrera, por ejemplo, desde el aspecto de la seguridad”, comentaba Andreas Seidl tras el fin de semana, según recoge GP Fans.

El jefe de McLaren está alucinando por como fue el fin de semana. Un espectáculo sin precedentes que, seguro, marcará un antes y un después en la Fórmula 1 moderna. Como siempre, Estados Unidos siempre a lo grande. “Lo que el promotor puso fue algo muy, muy especial, algo que no he experimentado en mis 28 años de automovilismo”, decía el alemán.

Se alegró de ver cómo en Estados Unidos, la Fórmula 1 está creciendo a estos niveles. “Es genial ver cómo la Fórmula 1 está en auge aquí. Solo una confirmación adicional de que la Fórmula 1 va en una muy buena dirección”.

“Y para nosotros, como miembros del equipo, ver el compromiso de los aficionados, cuántos fanáticos de McLaren estaban en la pista, incluso en la ciudad, te hace sentir orgulloso de ser parte del equipo. Es algo muy, muy especial, que apreciamos mucho. La experiencia fue genial”, concluía Seidl.

Acerca de Jaime Chico 3948 Articles
Director de MotorTimeES. Esta nueva aventura nació desde la ilusión y fuerza de unos pocos.