Verstappen aguanta en el caos de la lluvia y gana en Mónaco; Alonso termina segundo

Max Verstappen durante el GP de Mónaco | Fuente: Getty Images

La lluvia en la última parte de la carrera puso patas arriba los planes de todos los equipos. Por delante no cambiaron las cosas. Max Verstappen se llevó la victoria seguido de Fernando Alonso y Esteban Ocon. Gran carrera del francés, por cierto.

La parrilla cambió un poco respecto a los resultados de clasificación. Charles Leclerc tomó la salida desde la sexta posición por obstaculizar a Lando Norris. Esteban Ocon, Carlos Sainz y Lewis Hamilton ganaron una posición. En cuanto a neumáticos, Fernando Alonso, Carlos Sainz o Charles Leclerc salieron con duros, mientras que Max Verstappen, Esteban Ocon o Lewis Hamilton optaron por los medios.

Los primeros 14 clasificados no cambiaron posiciones en la salida. Sergio Pérez quedó atascado en el vigésimo lugar. Lance Stroll se vio atascado entre Alex Albon y el muro en Loews. Lo que provocó varios daños en su AMR23 y un pinchazo. Pasó por boxes y pudo incorporarse a la pista. En esta primera vuelta también hicieron su parada Pérez, Guanyu Zhou y Nico Hülkenberg, neumático duro para intentar llegar al final de carrera.

El caos de la primera curva en Loews | Fuente: F1

Hülkenberg recibió cinco segundos de sanción por un incidente con Logan Sargeant en Mirabeau. Al cumplirse las diez vueltas de Gran Premio, Verstappen tenía una ventaja de tres segundos frente Alonso, mientras que Ocon ya caía a los nueve. El de Alpine frenaba a Carlos Sainz, que intentó el adelantamiento en la chicane tras el túnel y dañó su alerón delantero.

Su endplate se soltó en la subida al casino y Alonso comentaba por radio que podría tener un pinchazo en la rueda delantera izquierda. Desde el muro le comunicaban que todos los datos eran correctos, pero el asturiano perdió un segundo en el último sector durante esta conversación.

Sainz con el alerón delantero dañado | Fuente: F1

Por detrás, Stroll y Pérez superaban a Sargeant en la Rascasse. El posible pinchazo de Alonso se olvidó cuando el bicampeón del Mundo marcó vuelta rápida personal, 1:17.130. Ferrari intentó engañar a Alpine hasta en dos ocasiones con llamadas falsas a boxes, pero los franceses no picaron. Verstappen se quejaba del graining en su neumático medio, al mismo tiempo que las nubes se acercaban al circuito.

Del TOP 10, el primero en pasar por boxes fue Hamilton, fue al duro. Después vino la parada de Ocon y se fue a los 4.2 segundos. En principio, algo que beneficiaba a Sainz si hubiera seguido en pista. En cambio, Ferrari le paró porque querían defenderse de Hamilton, algo que funcionó, pero el madrileño se enfadó mucho porque lo único que le importaba era el podio. Tenía razón.

En la cola del pelotón, Pérez se tocaba ligeramente con Stroll porque quiso aprovechar el momento que Verstappen doblaba al canadiense. Una vuelta después, en la chicane después del túnel, el mexicano tocó por detrás a Kevin Magnussen dañando su alerón delantero. Volvió a pasar por boxes para montar el neumático medio y cambiar el morro. El siguiente que sufrió daños en su coche fue Stroll, al intentar pasar a Magnussen en la última curva.

El toque de Pérez con Magnussen | Fuente: F1

El neumático duro de Leclerc aguantó 44 vueltas. Se quedó por detrás de Hamilton, tal y como estaba al inicio de la carrera. Pierre Gasly paró tras 46 vueltas, se mantenía por detrás de Leclerc. Fue en la vuelta 50 cuando empezaron a caer algunas gotas, sobre todo desde Mirabeau hasta la zona de la piscina.

Valtteri Bottas y Stroll fueron los primeros en montar la goma intermedia, mientras que Ocon y Sainz empezaron una batalla única. Alonso entró en la vuelta 54 para montar neumático medio, mientras que el resto de la parrilla se pasaba a los intermedios. Verstappen si montó el neumático intermedio al instante, aunque tocó el muro antes de entrar al túnel. Alonso volvió a boxes una vuelta después y se fue al intermedio, por fin.

Peor le vino a Sainz, que se salió de pista en Mirabeau —aún con el medio— y cayó hasta la octava posición. Mercedes pegó un golpe sobre la pesa colocando a Hamilton en la cuarta posición y Russell en la quinta. La lluvia no cesaba, Magnussen pasó directamente a los neumáticos de lluvia extrema.

El caos iba a ser mayor. Russell se salió de pista en Mirabeau, allí ya estaba Stroll intentando salir, pero al reincorporarse se chocó con Pérez. Ambos pudieron seguir, pero el británico recibió una sanción de cinco segundos por “incorporarse de manera insegura”. Magnussen se salía en Santa Devota y Sargeant chocaba en Loews. Todos estos incidentes salvaban el coche de seguridad.

Russell se incorporó mal a pista y Pérez no pudo evitarle | Fuente: F1

La lluvia cesó y los tiempos volvieron a ser algo más rápidos. Alonso arriesgó mucho en los momentos más delicados, pero decidió bajar el ritmo, ya que estaba a 19 segundos de Verstappen. La 33 se esfumaba, una vez más. Los frenos de Yuki Tsunoda no aguantaron y de la novena posición pasó a la decimotercera, con excursión incluida en Mirebeau.

Verstappen consiguió su cuarta victoria de la temporada y mete más distancia a Pérez en el Mundial. Segunda posición para Alonso, la 33 tendrá que esperar, mientras que reduce la ventaja con el mexicano a doce puntos. Un nuevo podio para Ocon tras un buen fin de semana. Mercedes termina por delante de Ferrari. El gran batacazo es el de Sainz, que de luchar por el podio acabó octavo. McLaren sumó con sus dos coches, al igual que Alpine.

Acerca de Jaime Chico 5911 Articles
Director de MotorTimeES. Antes por La Gradona o Atlético Sport. También me podéis encontrar en Why Not Magazine. Ayudante de Producción en RTVE.