McLaughlin lidera otra jornada pasada por agua; Palou termina octavo

Scott McLaughlin durante la sesión de libres en Indianápolis | Fuente: Penske Entertainment Corp.
Scott McLaughlin durante la sesión de libres en Indianápolis | Fuente: Penske Entertainment Corp.

La lluvia volvió a retrasar la segunda jornada de entrenamientos libres de las 500 Millas de Indianápolis. Las últimas horas se pudieran aprovechar, pero debido a la climatología, cada vuelta en pista es oro.

Durante la primera jornada solo pudieron rodar 20 minutos, también por culpa de la lluvia. La IndyCar había programado ocho horas de acción para este miércoles, pero no se pudo salir a pista hasta la cuarta hora. Ahora bien, hubo muchas interrupciones por algunas gotas que caían sobre el Indianápolis Motor Speedway y en la última ahora apenas se pudieron dar vueltas.

Scott McLaughlin tuvo tiempo suficiente para conseguir una mejor velocidad media de 229.493 millas por hora, eso sí, con rebufo. Will Power terminó segundo con un tiempo de 228.767 mph, Colton Herta completó el TOP 3 con un giro de 227.858 mph. Alex Palou marcó la octava mejor vuelta con 226.663 mph. En cuanto al catalán, en Chip Ganassi no se toman muchas prisas. Su estratega, Barry Wanser, lo explicaba de esta manera en la televisión americana. “Alex ha hecho un primer run y está muy cómodo con el coche así que vamos a hacer una aproximación tranquila, sin prisas”.

Palou corre con el chasis que el año pasado le dio la Pole y con el que dominó gran parte de la carrera hasta el incidente en boxes con Rinus VeeKay. Al español se le vio hacer tandas largas con sus compañeros de equipo, relevándose como pasará en carrera, concretamente con Scott Dixon, Marcus Armstrong y Linus Lundqvist. “Estoy contento con el coche, se ha sentido bien. Fue bien en tráfico, rodar ahí es lo que necesitamos hacer ahora. Se han formado muchos grupos rápidos y eso se debe a que todo el mundo quiere aprovechar para preparar la carrera”, decía el catalán.

Este jueves continuará la acción, desde las 16:00 CEST hasta las 0:00, pero será el último día que los pilotos rueden en tráfico cómodamente y ensayar situaciones de carrera. El viernes se disputa el conocido como Fast Friday, donde los motores reciben 100 CV de potencia gracias al aumento de la presión del turbo.

Acerca de Jaime Chico 6989 Articles
Director de MotorTimeES. Antes por La Gradona o Atlético Sport. También me podéis encontrar en Why Not Magazine. Ayudante de Producción en RTVE.