Brawn: «Los coches de 2021 no eran buenos carreristas»

Brawn
Ross Brawn. Foto: F1.

Brawn no echará de menos el concepto que los coches han adoptado hasta esta ya pasada temporada. Para él eran coches rápidos, pero no se podían realizar carreras con ellos.

La normativa que comenzó en 2009, cuya primera temporada la ganó el propio Brawn con su equipo, ha llegado a su fin tras varias modificaciones a lo largo de estos años. Lo cual para Ross Brawn es una buena noticia y no echará de menos a la ya vieja normativa y espera con entusiasmo que los nuevos coches salgan a pista.

«Creo que depende de cuál sea su definición del coche de Fórmula 1 definitivo. Si es el más rápido… posiblemente, si», dijo Brawn en las Tech Talks de F1, cuando se le preguntó si los coches de 2020/2021 marcaron el pico de la maquinaria de carreras de F1.

Última parrilla de 2021
La parrilla en el GP de Abu Dabi | Fuente: Getty Images

Pero para Brawn, que un coche sea el más rápido a una vuelta no significa que sea la cúspide de la Fórmula 1. Que se puedan realizar buenas carreras y luchar en pista a grandes velocidades, es mas importante que la velocidad pura cuando vas en solitario y nada te molesta.

«Si es el mejor coche de carreras, no. Creo que estos monoplazas son demasiado críticos cuando están cerca unos de otros. Son demasiado críticos si tocan un bordillo porque una pieza sale volando y luego no funcionan», señaló el director deportivo de la F1.

La base del monoplaza 2022 | Fuente: Fórmula 1.

Y justo lo que cree Brawn que es un buen coche de carreras, es el concepto de los nuevos coches de la categoría reina que nos esperan en la nueva temporada. Menor dependencia de los elementos aerodinámicos, para volver al efecto suelo de antaño.

Esto significa que la aerodinámica será importante pero no determinante en el rendimiento. Lo que permitirá a los pilotos conducir mas cerca de los otros coches sin que les afecte tanto el aire sucio.

«Ese ha sido uno de los enfoques en el nuevo monoplaza, que intentamos hacerlos un poco más robustos, un poco más simples, un poco menos críticos. Pero, sin duda, los equipos complicarán el concepto (risas)», finalizó Brawn.