Mercedes y Vandoorne bordan la estrategia para ganar en Mónaco

Vandoorne gana en Mónaco | Fuente: @MercedesEQFE

Primera victoria de la temporada de Stoffel Vandoorne y que mejor lugar que Mónaco. Este resultado comprime más el campeonato, que ya tiene los ojos puestos en la doble cita de Berlín.

La primera vuelta se completó sin incidentes. Mitch Evans mantenía el liderato frente a Pascal Wehrlein. Por detrás había algún que otro lío, pero sin incidentes importantes. Sam Bird cayó varias posiciones, decimoséptimo. Salía decimotercero tras una sanción por superar el límite de velocidad en el Pit durante la clasificación.

Los primeros minutos fueron muy tranquilos, la parrilla apenas se separaba. Nick Cassidy era el primero en activar el Modo de Ataque, incluso antes de cumplirse los diez minutos de carrera. Dan Ticktum fue el siguiente, pero ambos luchaban por puestos muy retrasados.

Los hombres que luchaban por los puntos comenzaron a pasar por la zona de activación. Antonio Félix Da Costa se colocó noveno al activar el extra de potencia una vuelta antes que hombres como Robin Frijns u Oliver Rowland. Mientras tanto, Wehrlein se impacientaba detrás de Evans y le atacaba en la chicane situada después del túnel, sin éxito.

Frijns, con su primer modo de ataque activado, escalaba varias posiciones para poder luchar por un puesto entre los cinco primeros. Jean-Éric Vergne era el primero, de los hombres de cabeza, en pasar por la zona de activación. Esto jugó a su favor porque cuando el resto lo hizo, se colocó primero.

A pesar de ello, el ritmo de Porsche era superior y Wehrlein se colocó primero gracias al extra de potencia que aún mantenía. Jaguar hizo una lectura errónea de la carrera con Evans, en los primeros minutos ralentizó al grupo para ahorrar energía y podía meterse en graves problemas.

Apenas lideró un minuto Wehrlein porque su Porsche sufrió un problema mecánico, por lo que se vio obligado a abandonar la carrera. Su coche se paró después del túnel. Un Full Course Yellow que perjudicó totalmente a Vergne, quien acababa de activar el segundo modo de ataque. Vandoorne era el nuevo líder con la bandera verde, abrió una ventaja de tres segundos con Evans, que aprovechó para pasar por la zona de activación por segunda vez.

Oliver Rowland se iba largo en la curva uno al emparejarse con André Lotterer y ambos se fueron contra las protecciones. Se desplegó el coche de seguridad para retirar ambos monoplazas. Ahora en apuros estaba Vandoorne, ya que su extra de potencia se esfumó antes de la bandera verde.

Con siete minutos para el final, faltando el tiempo añadido por los periodos de bandera amarilla y coche de seguridad, Frijns, Da Costa y Mortara activaban su Attack Mode restante. El piloto de DS Techeetah supo aprovechar sus oportunidades y era sexto en estos momentos de la carrera. Una vuelta después, Evans pasaba por la zona de activación y perdía puestos con Vergne y Frijns.

Pronto le arrebató el tercer lugar al de Envision Racing. Hizo lo propio con el piloto de DS Techeetah en la recta principal. Aún le quedaba un minuto y medio de energía extra para alcanzar a Vandoorne, pero no lo consiguió. El de Mercedes, salvo sorpresa, iba a ser el ganador de este ePrix de Mónaco.

Se añadieron cuatro minutos y medio extras. Nadie tomó riesgos, por lo que no hubo cambio de posiciones. Vandoorne ha ganado este ePrix de Mónaco para conseguir la primera victoria de la temporada. El podio lo completan Evans y Vergne. Buenos puntos para Nissan, ya que terminar en séptimo lugar con Maximilian Günther y en octavo lugar con Sébastian Buemi.

Acerca de Jaime Chico 4487 Articles
Director de MotorTimeES. Esta nueva aventura nació desde la ilusión y fuerza de unos pocos.