Aston Martin pone el foco en la clasificación: «Hemos hecho carreras fuertes, pero empezamos muy atrás»

Lance Stroll y Sebastian Vettel en Hungría | Fuente: Getty Images

Mike Krack, jefe de equipo de Aston Martin, reconoce que en las últimas carreras han tenido buen ritmo, pero su punto débil es la clasificación. Empezar desde tan atrás les impide llegar a la zona media-alta de la tabla y, por ende, sumar buenos puntos.

Aston Martin se marchó a las vacaciones en la novena posición de la clasificación, solo por delante de Williams. El mejor resultado lo logró Sebastian Vettel en Azerbaiyán —sexto—, pero después solo han conseguido un puñado más de puntos. Es más, solo en Imola consiguieron puntuar los dos pilotos, pues en el resto de citas se han ido alternando. Krack lo achaca a una falta de ritmo los sábados, lo que les obliga a comenzar la carrera desde muy atrás.

«Parece que acumulamos una buena cantidad de carreras positivas, pero también debemos comenzar delante. Creo que ya ha ocurrido un par de veces que tenemos un ritmo muy fuerte en carrera y tomamos buenas decisiones, pero empezamos demasiado atrás. Eso es un problema. Ves que consigues uno o dos puntos y eso no es suficiente para cerrar la brecha en el campeonato de constructores», ha confesado en Autosport.

Mike revela que todavía no han encontrado el motivo, pues en carrera considera que tienen un ritmo decente para luchar en la zona media. No obstante, la parrilla está tan apretada que cualquier puede perder varias posiciones si cometen un solo error.

«Estamos intentando entenderlo, sinceramente. Si supiéramos por qué, intentaríamos cambiarlo. Es algo que necesitamos entender. Y el mejor enfoque para entenderlo es que siempre tienes que referirte a la distancia por vuelta con otros coches y no a la clasificación porque con la zona media apretada es muy habitual que si te equivocas en algo pierdas tres o cuatro posiciones», ha añadido.

«Si alguien lo hace realmente bien, gana tres posiciones en la parrilla, o quizá cinco o seis, porque la zona media está muy apretada. Es muy importante ser realmente objetivo y controlar la diferencia de tiempo por vuelta. Luego ver dónde tenemos que mejorar, pero está claro que los sábados luchamos más que los domingos».

Haciendo balance, el jefe de Aston Martin opina que han progresado muy bien durante la temporada, aunque identifica debilidades en circuitos de curvas rápidas. Sin embargo, cree que todavía hay margen de mejora en la segunda mitad del año.

«Hemos progresado bastante en todas estas carreras. Creo que nuestra principal debilidad está en pistas como Silverstone o Austria. Cuando hay muchas curvas de alta velocidad, tenemos problemas. Desde ese punto de vista, tenemos que trabajar en la aerodinámica, pero creo que todavía podemos mejorar este coche», ha señalado para cerrar.

Acerca de Ángela Merino Sánchez 1756 Articles
Periodista. Apasionada del mundo del motor y de escribir sobre todo lo que le rodea.